En los últimos años, la palabra Femtech está presente en numerosos medios de comunicación pero, ¿Sabemos realmente lo que significa y lo que incluye? ¿Cómo surgió y cuál es su objetivo?

Si no tienes las respuestas a las preguntas que te planteamos, te lo explicamos a lo largo de este post.

¿Qué es Femtech?

La palabra Femtech nace de la unión de female y technology. Este término nació para definir a las startups tecnológicas que crean productos de salud centrados en la mujer. Sin embargo, en los últimos tiempos el término se ha ido apmliando y engloba todas aquellas iniciativas que combinan mujer y tecnología.

A medida que este sector continúa creciendo y es impulsado por influyentes fundadores, inversores y líderes, su impacto se expande más allá de la atención médica a otros ámbitos con el objetivo de que la tecnología ayude a mejorar el bienestar de las mujeres.

¿Por qué Femtech?

El término fue acuñado por a Ida Tin, CEO de Clue. Durante la conferencia de startups Techcrunch Disrupt, Ida Tin se percató de la falta de visibilidad que los productos femeninos tenían en encuentros de esta índole. Por este motivo, la CEO decidió lanzar este término, para referirse a una ola creciente de nuevas empresas que operan en la intersección de la tecnología y la salud femenina.

En este contexto, cabe destacar en Europa el papel de Tania Boler, fundadora de Elvie. Tania es experta en salud de la mujer y reconocida internacionalmente y ha ocupado puestos de liderazgo para varias ONG mundiales y en las Naciones Unidas.

Uno de nuestros productos favoritos de Elvie es el entrador de suelo pélvico que permite a las mujeres hacer ejercicios de Kegel (ejercicios de contracción del músculo pubocoxígeo que sirven para fortalecer los músculos pélvicos). Además, el dispositivo se conecta por Bluetooth al teléfono para que la usuaria pueda seguir su progreso.

SI quieres tener más información del producto, por favor, pincha aquí.

Y, ¿qué depara el futuro?

La promesa y el potencial de FemTech es enorme. El mercado está creciendo rápidamente, al igual que las partes interesadas: startups, firmas de Venture Capital, proveedores de atención médica, compañías farmacéuticas, etc. Este segmento aún está en sus inicios, pero la emoción y el apoyo de estas primeras iniciativas muestran una motivación real para realizar mejoras donde las opciones hasta ahora han sido limitadas.

En resumen, las posibilidades a futuro son inmensas y en Skinvity trabajamos para estar al día y hacer accesible la mejor tecnología al mayor número posible de usuarios, resolviendo problemas de cada uno de nosotros y tratando así de incrementar el bienestar de nuestros clientes.

Como cierre para este post nos gustaría preguntaros a vosotros, ¿Qué cuestiones os gustaría que la industria femtech tratara de resolver?